jueves, noviembre 06, 2008

Un tsunami llamado "Pablo" - Parte II

Hace unos años, un oyente llamó al programa que tenía Pablo Kohan en Radio Nacional los sábados por la tarde y elogió la musicalidad de Solomon, cuyas grabaciones completas estaba difundiendo la emisora con gran éxito. La respuesta del conductor fue que a él "No le interesaban los pianistas de antes".
Los tsunamis nunca son iguales, siempre cambian. Las dos columnas de "Allegro" que firma hoy PK hoy en La Nación prueban o que el escritor cambió sus gustos o que acrecentó su cultura musical.
Lo importante es que PK se haya dado cuenta que hablar de los pianistas antiguos no es ni pecaminoso, ni infeccioso.

2 comentarios:

Tamarit dijo...

Hola, La Danse, ¿cómo le va? Sigo sus notas sobre música de hace un tiempo, y muchas veces las celebro; celebro el tino, por caso.

Ahora, como persona joven y curiosa del siglo XX, no dejo de extrañar comentarios sobre compositores de dicha época. Lo lamento, porque, calculado su oído, me agradaría leer qué opina usted de lo nuevo, compositivamente hablando.

Sin más,

Pablo Seguí

Tam dijo...

Sigo "con interés" sus posts de hace un tiempo.

¿Para cuándo un Satie, un Berg, un Stockhausen, un Glass, un Gismonti?

Amistosamente,

Tam!